Adicciones: Río Negro fortalece su política de asistencia y acompañamiento

Río Negro sostiene una política pública activa en materia de prevención de adicciones, con capacitaciones permanentes, acciones específicas dentro del ámbito laboral y nuevos espacios de atención. A pesar de la pandemia, el trabajo nunca se detuvo. Por el contrario, se potenció la tarea conjunta con Municipios y ONGs.

 

A través de la Agencia para la Prevención y Asistencia en Adicciones (APASA), se brinda información en diferentes ámbitos y se generan dispositivos de atención con una mirada hacia las personas y los sectores de mayor vulnerabilidad.

La Gobernadora, Arabela Carreras, recibió ayer a la titular de APASA, Mabel Dell’Orfano, quien brindó un informe del trabajo que se viene desarrollando, con capacitaciones en marcha y el refuerzo de espacios innovadores para la primera atención, como los Centros Rionegrinos de Abordaje Integral de Adicciones (CRAIA) en toda la provincia.

“Evaluamos nuestra política de prevención de adicciones como algo sumamente innovador. A la fuerte política de capacitación y sensibilización, se suman los nuevos centros CRAIA, para el cuidado de las personas, de las familias y especialmente en evitar que los niños y niñas crezcan en un ambiente de adicciones”, remarcó la Gobernadora.

“A pesar de la pandemia, no hemos parado de gestionar inquietudes. De esta temática muchas veces no se habla. Ya el hecho de comenzar a discutir el tema, sobre todo en el ámbito laboral, es muy importante”, agregó Dell’Orfano.

Desde APASA se han mantenido reuniones con organismos del Poder Judicial, la Defensoría del Pueblo y referentes de Recursos Humanos de reparticiones del Estado, brindando información sobre prevención, asistencia y acompañamiento de personas que puedan padecer situaciones de adicciones.

“Hay que sensibilizar sobre la temática, hablar de consumo indebido de sustancias y del mal uso de las sustancias psicoactivas que pueden traer problemas al organismo o a la salud propia, generando problemas de relaciones personales o laborales, o incluso problemas penales si se agrava la situación”, dijo la titular de APASA.

Son cada vez más los Municipios y las ONGs que se suman a la red de los CRAIA, con atención, espacios de primera escucha, asesoramiento y terapia. Actualmente, hay más de 20 centros funcionado en 15 municipios y con la ayuda de seis ONGs.

En materia de capacitaciones, la APASA sigue trabajando intensamente para llegar a más población. Este lunes comienza el ciclo de charlas sobre consumo de marihuana, una temática que “es muy controvertida y tiene diferentes puntos de vista, porque se confunde el cannabis medicinal con el consumo de marihuana”.

En 2020 y en plena pandemia, la Agencia capacitó a más de 2.500 personas y actualmente tiene en marcha un curso para docentes con 1.100 inscriptos.